El Instituto Andes Tuxtla es sede de Aprendiendo en Red: Lectores en Red

El quehacer diario de un docente es enérgico, va más allá de cumplir objetivos, va más allá de un sueldo, de un empleo, es un modo de vida.
 
Aprendiendo en Red es una práctica de la Red de Colegios Semper Altius, que involucra a varios aliados: Colegios hermanos como invitados, de toda la república (prefectos, coordinadores o docentes) y el Colegio sede, el  Instituto Andes Tuxtla.
 
¿Cómo lograr ser sede de este tipo de eventualidades?
 
Un docente del colegio nos cuenta desde su perspectiva:
 
Primero debes conocer a fondo el plan estratégico de tu colegio, posteriormente reconocer los indicadores que debes alcanzar desde tu trinchera, es decir, desde el área en donde te desempeñas, y por supuesto cuáles son o serían las metas a lograr durante el ciclo escolar en curso.
 
Los indicadores de desempeño académico arrojan números llenos de mucho trabajo de trasfondo que a veces no alcanzamos a dimensionar, es por ello, que este año el Instituto Andes Tuxtla se engalanó con ser sede de un llamado CASO DE ÉXITO en uno de muchos de nuestros indicadores, que es la plataforma de Lectores en Red.
 
Es muy importante como docente conocer no solo los programas que nos rigen, sino también involucrarse de lleno con los logros de alumno, las habilidades que deben adquirir de acuerdo a su grado escolar mejor conocidas como las famosas competencias.
 
Para poder lograr un buen perfil de egreso es necesario conocer los estilos de aprendizaje de la diversidad de alumnos a la que nos enfrentamos, no sólo hay que conocerlos por medio de un examen diagnóstico, sino que es necesario utilizar una gran gama de estrategias para establecer una conexión y posterior a esto lograr el tan afamado aprendizaje significativo.
 
A lo largo de varios años me he percatado que una manera eficaz y eficiente de que un alumno aprenda es con algo llamado: Proyectos transversales, ¿qué quiere decir esto?, utilizar herramientas que realmente impacten de manera contundente la vida del alumno, la vida real y la académica; estas herramientas son los estilos de aprendizaje; el ABP, aprendizaje basado en proyectos, por mencionar algunos; con una buena visión y liderazgo docente ha resultado funcionar mejor de lo que imaginaba, sobre todo porque son proyectos que recaen en varias materias y entonces tanto el docente como el alumno optimizan tiempo, trabajan en equipo, hay un seguimiento de cerca, con muchas manos y perspectivas.
 
Todo nace de una simple acción, aprendiendo de mis compañeros maestros, cada uno con su personalidad nos dan ideas de cómo reaccionar, de cómo abordar, y a veces no sólo hay perfección, es necesario el ensayo y el error, pero también es relevante perfeccionar la técnica, y tener un COLEGIADO Y UN BUEN LÍDER para enriquecer la labor de cada uno.
 
Es para mí un honor haber estado en esta primera experiencia Aprendiendo en Red, con la responsabilidad enorme de dar a conocer esta práctica y en un futuro seamos sede de nuevo.
 
“Porque no hay secretos para el éxito. Éste se alcanza preparándose, trabajando arduamente y aprendiendo del fracaso” Colin Powell.
Fuente: Instituto Andes Tuxtla